de pasarela de miss universo al pulpito

Tatiana Castro miss universe colombia cristiana pastora

Tatiana Castro camina despacio por el púlpito de su propia iglesia en el norte de Bogotá. Llega al atril donde reposa una Biblia abierta, toma el micrófono con su mano derecha y saluda a los presentes (unas 400 personas) invitándolos a dar un aplauso de bienvenida a Jesús.

Tatiana Castro fue coronada reina de Colombia por el Cesar, en 1994, cuando convenció al jurado con sus 1,82 metros de estatura y espigada figura, y con una respuesta que hizo historia: contestó que, en medio de un incendio, preferiría rescatar a un perro y no a una obra de arte famosa.

Incursionó con éxito en el modelaje dentro y fuera del país; en México tuvo su propio programa de televisión, y en Bogotá se abrió paso como empresaria al montar tres centros de estética.

Su vida estaba prácticamente resuelta. El diseñador Alfredo Barraza -amigo personal de Tatiana- cree que si ella se lo hubiera propuesto sería hoy una modelo de talla mundial, sobre todo por su porte. “Su principal cualidad es la inteligencia. Ella tuvo un momento de luz y halló en la fe su destino”, apunta Barraza.

Con su esposo, el empresario y también pastor Miguel Ángel Castellanos edificó su propia iglesia. La bautizaron El Redil. Como reina de belleza conoció el drama y la miseria humana en los desfiles y actividades sociales que tuvo que cumplir. “Vivía en una burbuja, creía que todas las personas comían igual que yo, que todos tienen una cama caliente y las mismas comodidades”, dice.

Además de su despertar social, descubrió que para poder ayudar a las personas primero debía ayudarse a sí misma, alimentando su alma y su espíritu. En esa búsqueda peregrinó por la Iglesia Católica y por varias congregaciones cristianas evangélicas. Practicó yoga y otras técnicas de meditación. Nada la convencía. “La paz que encontraba era pasajera. Quería algo definitivo”, recuerda Tatiana.

Ingreso a iglesias cristianas
Hace siete años, buscando la dirección de un centro de formación espiritual en el norte bogotano, arribó a una iglesia cristiana. Dio tres vueltas para encontrar el sitio sugerido, por diferentes trayectos, pero terminaba en el mismo lugar. Entró allí, pese al escepticismo que le generaban esas comunidades, a las que conoció a los 18 años porque su padre es un reconocido pastor cristiano en Valledupar.

Ingresó a un curso básico en esa congregación, y empezó a leer la Biblia como se lee cualquier libro, de principio a fin. Desde Génesis hasta Apocalipsis. Asegura que tardó cinco meses. Luego migró a otras dos iglesias cristianas, hasta que conoció a quien es hoy su esposo, líder de la iglesia que juntos dirigen hoy.

Tatiana no pensó en convertirse en pastora, pero ahora lo hace porque cree que esa es parte de su misión. Para poder predicar lee y estudia el evangelio, y siempre planea lo que va a decir, como lo hizo con el análisis de la lectura del libro de Efesios.

Resumen de Fuente: Agencia Orbita.

One response to “de pasarela de miss universo al pulpito

  1. que tan raro que toda famoso o famoso o violador se convierte en evangelico ejm garavito, y estos pastores no buscan fe, buscan llenar las arcas de sus bolsillo porque toda religión es eso materialismo. no conozco ningún pastor pobre ni ningún cura que quiera el bien común..los poquitos que hay buenos no los deja el gran imperio del vaticano. no prediquen tanto hagan obras que los hechos hablan por si solos no palabras ..mercaderes de la fé. el que es buen pastor hace obras por la humanidad no edifica iglesias para llenarsen los bolsillos de diezmos. obran y hacen el bien general, no creo que predicadores ni religiones solo creo en un Dios interno y un ser interno que nos mueve

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s